Reparación de soleras y red de pluviales

Urbanización interior de parcela (5.500 m2 de viales) en promoción de 26 naves industriales

Encargo : Memoria Valorada. Asesoramiento.
Dirección de obra. Coordinación SyS.
Ubicación : Avenida de Mendavia, nº 11
Logroño (La Rioja)
Promotor : Comunidad de Propietarios
Año finalización : Mayo de 2020
Presupuesto :
Encargo: Mem. Valorada, Dirección Obra y otros.
Ubicación: Avenida de Mendavia, nº 11. Logroño
Promotor: Comunidad de Propietarios
Año de finalización: Mayo de 2020
Presupuesto:
Estado anterior de soleras

Finalizada en 2008, presentaba importantes defectos en los viales de acceso a pabellones, con roturas y hundimientos localizados en algunos paños de la solera impresa del pavimento, así como en elementos de la red superficial de desagüe (imbornales, rígolas, etc.) Su origen está en las propias características geológicas del terreno, de tipo arcilloso, comportamiento hidroexpansivo, y con presencia de acuíferos subterráneos, las cuales no se tuvieron en cuenta en la construcción.

Todos los elementos constructivos deteriorados estaban en contacto directo con este terreno, viéndose afectados por sus cambios de volumen y por el arrastre de áridos, lo que unido al tránsito de vehículos pesados extendía el problema (aunque no fuera visible) a la red de saneamiento enterrado, favoreciendo el embalsamiento de agua bajo la solera y un funcionamiento incorrecto de la RHS por roturas, contrapendientes, etc.

Excavación, zanja drenante y relleno macadam
Lámina PP y armado

Las reparaciones se realizan con sumo cuidado empleando simultáneamente medios mecánicos y manuales, eliminando el relleno de mala calidad bajo la solera (60 cm) y evitando dañar las complejas instalaciones enterradas. Se sustituyen los paños de solera afectados (1.300 m2) y se sanea la sub-base mediante vertido y compactación de macadam. El hormigón empleado en las reparaciones incluye armado de fibra de PP.

Se ejecuta una zanja drenante a lo largo de los paños de solera reparada con tubería filtrante y relleno de grava en geotextil, conectándola a los pozos de pluviales para su evacuación. Se sustituyen todos los desagües, imbornales, etc. de la red superficial, así como los tramos de tuberías enterradas que presentan roturas, contrapendientes, tramos cegados, etc. Se reciben las tapas de pozos y se sanea su interior para garantizar la evacuación de la RHS.

Estado de soleras tras reparación
Estado anterior de soleras

Finalizada en 2008, presentaba importantes defectos en los viales de acceso a pabellones, con roturas y hundimientos localizados en algunos paños de la solera impresa del pavimento, así como en elementos de la red superficial de desagüe (imbornales, rígolas, etc.) Su origen está en las propias características geológicas del terreno, de tipo arcilloso, comportamiento hidroexpansivo, y con presencia de acuíferos subterráneos, las cuales no se tuvieron en cuenta en la construcción.

Excavación, zanja drenante y relleno macadam

Todos los elementos constructivos deteriorados estaban en contacto directo con este terreno, viéndose afectados por sus cambios de volumen y por el arrastre de áridos, lo que unido al tránsito de vehículos pesados extendía el problema (aunque no fuera visible) a la red de saneamiento enterrado, favoreciendo el embalsamiento de agua bajo la solera y un funcionamiento incorrecto de la RHS por roturas, contrapendientes, etc.

Lámina PP y armado

Se sustituyen los paños de solera afectados (unos 1.300 m2) y se sanea la capa de tierras subyacente, mediante vertido y compactación de macadam. El hormigón empleado en las reparaciones incluye armado de fibra de PP. Se ejecuta una zanja drenante a lo largo de los paños de solera reparada con tubería filtrante y relleno de grava en geotextil, conectándola a los pozos de pluviales para su evacuación.

Estado de soleras tras reparación

Se sustituyen todos los desagües, imbornales, etc. de la red superficial, así como los tramos de tuberías enterradas que presentan roturas, contrapendientes, tramos cegados, etc. Se reciben las tapas de pozos y se sanea su interior para garantizar la evacuación de la RHS.